HUMBERTO POBLETE-BUSTAMANTE

Del Volar de las Cosas

Lo más difícil de la pintura es no pintar! Tengo la fuerte impresión de ser pintura yo mismo; todo lo que hago, todo lo que digo o miro, todo lo que vivo, termina inevitablemente como pintura, como una mancha en el tiempo. No me gusta poner azúcar en el té, pues prefiero la dulzura de mis hijos gritando y saltando mientras pinto. ¡Puedo pintar en toda circunstancia y lugar! con lluvia, sin luz y no viendo un carajo ¡pues a los colores les siento el olor! ¿Qué? ¿no sabes, que el azul no huele para nada como el rojo? ¿que el Amarillo huele como mariposa o melodía de Galuppi?

Tomar Mate ayuda, por cierto. El tercero, es definitivamente el mejor, se lo dejo a mi mujer... ¡soy un gentleman! El ruido del Mate, terminándose, se parece mucho al que hacen mis pies sobre el óleo en la tela, que dejé en el suelo.

Alguien, viendo la marca de mis zapatillas en la tela, me preguntó si como Spiderman caminaba por los muros. ¡Por supuesto! más tarde hice el intento, escuchando a Mingus. ¡¡¡Ah, pero qué esplendida cosa el caminar por los muros y pintar con los pies!!! Hoy en día, me mantengo, por 7 minutos y 22 segundos en el aire. ¡Tiempo suficiente para el esplendor pictórico!

 

Humberto Poblete-Bustamante

(en vuelo entre Londres y Montpellier, Europa)

Junio 2016

 

Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
Imatge
 

QUIERO RECIBIR MÁS INFORMACIÓN SOBRE ESTA OBRA

 

de HUMBERTO POBLETE-BUSTAMANTE